Saltar al contenido

Tarjeta de Empleo

El DARDE o la tarjeta de empleo es un documento casi imprescindible para toda persona en situación de desempleo y que necesite solicitar laprestación por desempleo o subsidio, pero ¿por qué es tan importante?

tarjeta de empleo

¿Qué es la Tarjeta de Demanda de Empleo o DARDE?

Para una persona desempleada el DARDE o más conocida como «tarjeta del paro» es un documento imprescindible, con él se podrá solicitar diferentes prestaciones o ayudas la situación económica lo requiera.

La tarjeta del paro debe sellarse periódicamente en la oficina de empleo asignada o por internet.

¿Qué información contiene el carnet del paro?

En todos los documentos DARDE se refleja el número de identificación del solicitante de empleo, este casi siempre se corresponde con su DNI o NIE, además del nombre, los apellidos y la dirección.

Otro dato que podemos encontrar en esta cartilla, es la situación actual del estado del demandante de empleo, si está dado de alta, en situación de suspensión, o si ha sido dado de baja como solicitante de empleo.

Fecha de inscripción como parado

La fecha de inscripción como solicitante de empleo, viene indicada en la tarjeta y se tendrá en cuenta para, ver cuánto tiempo lleva el trabajador inscrito como demandante de empleo. Este dato es sumamente importante a la hora de solicitar ayudas por ser parado de larga duración.

Datos necesario para renovarlo por internet

Para aquellos que por su ubicación no tengan la posibilidad de desplazarse a una oficina del SEPE a renovar la demanda de empleo, lo más fácil, rápido y cómodo es sellar el paro por internet. En la tarjeta encontrarán los códigos necesarios para poder renovarla online.

Información para la renovación

Esto lo más importante a tener en cuenta del DARDE, y es que contiene la fecha en la que se tiene que «sellar» o renovar la solicitud de empleo, es decir, la fecha en que se tiene que sellar el paro.

Avisos

La tarjeta de solicitud de empleo tienen un apartado donde veremos una serie de advertencias que debemos tener en cuenta a la hora de renovar el paro. Estas son:

  • En el caso de que la fecha indicada para renovar el paro no sea un día hábil, deberá renovarse el primer día hábil siguiente.
  • Si no se renueva en la fecha indicada, se dará de baja la solicitud de empleo, pudiendo llegar a ser sancionable si se percibe alguna prestación o subsidio.